miércoles, 27 de octubre de 2010

RESEÑA: DOS VELAS PARA EL DIABLO



TÍTULO: DOS VELAS PARA EL DIABLO.
AUTOR: LAURA GALLEGO.
PUNTUACIONES:
TRAMA: 8
PERSONAJES: 8.5
DESENLACE FINAL: 7
NOTA TOTAL: 8
-------
Los ángeles existen. Sí, no pongais esa cara de sorprendidos, existen. Y no solo eso, los demonios TAMBIÉN.


Dos velas para el diablo se ha convertido en relativamente poco tiempo en todo un clásico, por eso, problamente habréis sido más inteligentes que yo y ya lo habreis leido. Pero si no es así, a parte de deciros que lo hagais, empezaré por contaros que en este libro vamos a encontrarnos con todo lo que tiene que ver con el tema de los ángeles, y eso podría llevaros a que cometais el error de pensar que con algunas últimas publicaciones es un tema muy tratado ya y que no merece atención: error. No sé qué es lo que vosotros, queridos adictos a la palabra escrita, habréis devorado ya sobre ángeles o demonios, pero yo, que por primera vez me acerco a un libro de esta autora, os aseguro que aquí se trata de un modo distinto y original.

Cat es una joven que sabiendo toda su vida que es la hija de un ángel se va a ver en una encrucijada mucho más imponente que la de aceptar algo tan dificil de creer. Su padre es asesinado en una gasolinera y ella jura no descansar hasta vengar su muerte.


De entrada, este comienzo ya es bastante interesante, lo que lleva a que desde el principio del libro estés completamente metida en su argumento. Pero es que cuando el tiempo de lectura avanza continúa igual de absorvente. Laura Gallego se las ha ingeniado para hilar la historia mezclando misterio con humor (un tanto negro en muchas ocasiones) y acercarte de este modo a unos personajes bastante pincorescos que te harán dudar sobre la conveniencia de regirte por el bien de los ángeles o por el atractivo mal de los demonios. Y es que la lista de personajes demoníacos es realmente asombrosa y rica en matices, porque no se trata sólo de los demonios sean malos (eso ya lo sabemos todos) es que encima son dolorosamente graciosos y convincentes.




A la cabeza de este clan del mal se encuentra Angelo (ohhh), demonio de nivel medio que por una suerte que parece decirle que "si algo puede salirte mal, ten cuidado, por seguramente te saldrá mal" se ve obligado a acompañar a Cat durante toda la historia, y no sólo eso, a ayudarla. ¡ A ella! ¡ A la hija de un ángel!. Pues bien, Ángelo es mi personaje favorito de la historia, es cobarde pero atrevido, deslenguado, malvado y tierno a la vez, y sobre todo, irónico y extremadamente divertido. Él será quien lleve todo el peso del argumento en muchos momentos en lugar de la protagonista, pero os aseguro que esto no os supondrá ningún problema en cuando hayais empatizado con este fabuloso personaje.




Por otro lado el libro también contiene un mensaje clarísimo sobre la destrucción del planeta que estamos realizando los humanos (digo bien, porque en el libro no sólo estamos nosotros) y pretende hacernos ver que si no paramos en nuestra destrucción, ya no habrá planeta al que destruir.


Finalmente he de deciros para ser sincera, que al igual que he mantenido que el libro me ha enganchado bastante, sobre todo por sus personajes, también he de reconocer que su desenlace me ha dejado un poco ¿cabreada?. No sé, la verdad es que me esperaba un poco más de él en relación a lo que a los protagonistas se refiere(no diré más para no spoilear). Pero aún así, sigo diciendo que se trata de un libro que recomiendo para pasar un rato muy entretenido porque realmente sabe sacarte una buena sonrisa en momentos en los que quizá sea cuando menos te lo esperas.

3 comentarios:

Anabel Botella dijo...

A mí me gustó, pero como tú dices, el final...

Anna Gallagher dijo...

Aunque me gustó, esperaba más del libro. A ver si vuelvo a releerlo pronto, que con tu reseña me han entrado ganas de recordarlo.

Eso sí, recuerdo que el final... puf, puf, puf

Nia dijo...

El final fué "aaaalaaaaaaaa..........." pero lo demás me gustó mucho. A éste libro le guardo mucho cariño y lo hago leer a tod@ el que pillo xD Laura Gallego es de lo mejorcito que hay por aquí (para mi gusto) y me encantan sus historias.