miércoles, 21 de julio de 2010

RESEÑA: EL RETRATO DE DORIAN GRAY. El amor por la belleza puede matar...

TÍTULO: EL RETRATO DE DORIAN GRAY.
ESCRITOR: OSCAR WILDE.

PUNTUACIONES:

TRAMA: 9

PERSONAJES: 9

DESENLACE FINAL: 8.5

NOTA TOTAL: 9





Dorian es un joven de clase alta, inocente, feliz y despreocupado cuyo mayor objetivo en la vida es posar para su querido Basilio Hallward, pintor que por otro lado siente una admiración desmesurada por Dorian y que lo cuida como si de una musa se tratara. Todo se desarrolla dentro de este ámbito de banalidades hasta que un día Dorian conoce a Henry, un peculiar amigo de Basilio cuyas ideas sobre la importancia de la belleza y la vida desencadenarán la tragedia de la propia vida de Dorian, al decirle que dado su extremo atractivo físico sería una verdadera pena que envejeciera. Es aquí cuando aparece el famoso pacto con el diablo al ofrecer Dorian Gray su alma a cambio de no cambiar nunca su aspecto, y que por él lo haga su cuadro, el que ha pintado Basilio Hallward.




Al término de este libro, clásico donde los haya, me he dado cuenta de que me ha sorprendido mucho, y por los dos lados. Por un lado, el que podríamos llamar el lado "malo", porque es verdad que esperaba más acción en él (seguramente dada mi ignorancia anterior sobre la novela) y por otro, y este compensa con creces el anterior, porque está extraordinariamente bien escrito. El estilo es realmente impecable, tanto, que me cuesta recordar el último libro que leí que pudiera igualarlo (a salvo, por supuesto de mi amado Shakespeare) y además no decae en ninguna parte de la novela.




De otro lado, aunque ligado al anterior, la novela tiene un parte filosófica que a mi me encanta y que hace pensar realmente sobre la vida, y sobre lo que importa en ella o no. La trama se centra totalmente en las cuestiones filosóficas de las que acabo de hablar y los personajes, justos en número e intervenciones, y quizá por ello tan embriagadores, la pulen; pues cuenta la historia de un joven que, obsesionado por la belleza, vende su alma al diablo a cambio de no perderla. ¿Se os ocurre algo más transcendental, sobre todo en esta época que vivimos de culto al cuerpo? Esto provoca que este libro, que como ya hemos dicho es un clásico, se convierta en una novela de inminente actualidad que tiene mucho que aportarnos, sobre todo para darnos cuenta de que la importancia del físico existe, sí, pero es relativa.




Si nos volvemos a centrar en los personajes vemos a Basilio, el pintor, que encarna la buena vida y la bondad; a Dorian, protagonista y el que más cambios sufre a lo largo de la acción pues en un principio es la viva imagen de la inocencia y posteriormente dado su pacto, evoluciona hacia un lado oscuro que provoca en algunos pasajes que realmente se te pongan los pelos de punta. Y finalmente, y para mí sin duda el más destacable, tenemos a Henry. Él no evoluciona, ni falta que le hace (o al menos eso cree él) porque está completamente seguro de lo que cree y de sus actos. Su filosofía de la vida pordría resumierse en "tempus fugit, y es una pena", y es que es un hombre amante de la vida y de los pecados que conlleva, y esto lo hace un personaje sin desperdicio del que os engancharéis desde el inicio hasta el final del libro.




En conclusión, la novela, es muy recomendable tanto si creeis que os va a gustar como si no, pues se trata de uno de esos libros de los que aunque no te agraden, sacas una lección que puede acompañarte para toda la vida.

4 comentarios:

La Loca Y El Flaco dijo...

Tengo un blog para publicar una historia, me gustaría que la leyeras y me digas qué piensas al respecto. Necesito tu opinión.
http://lalocayelflaco.blogspot.com/

Anabel Dreamland dijo...

Pues la película la verdad que no me gusto, la historia original pero por lo demás.. no es mi estilo. Dicen que la adaptación es mala así que quizás un día termine por darle una oportunidad al libro. Gracias por la reseña, besitos!

DaNii3la! dijo...

mmmmmmmmmmmm ps la vdd no se compara la plicula con un buen libro, sin embargo, ps s bna la pli pro mjor l libro!!!!

El retrato de Dorian Gray dijo...

Pues yo todavía no he visto la película, pero miedo me da... No creo que le haga justicia al libro. Estoy de acuerdo a lo que comentas del estilo de Wilde.
¡Nos leemos!